El "Felicity Ace" se incendió frente a las Azores el 16 de febrero y estaba siendo remolcado.

Al parecer, se hundió el 1 de marzo.

Los 22 miembros de la tripulación ya habían sido rescatados y trasladados al aeropuerto de Horta.

A bordo había unos 4.000 coches de lujo, entre ellos Volkswagens, Porsches, Audis y Lamborghinis.