Portugal vuelve al calendario de la Fórmula 1 por primera vez desde 1996, cuando Portimão organiza una carrera el 25 de octubre en el Circuito Internacional del Algarve. El circuito del Algarve tiene capacidad para 90.000 asientos de tribuna, pero tras el acuerdo con el gobierno sólo la mitad de ellos serán ocupados. Todos los espectadores serán sometidos a pruebas de temperatura en su ruta hacia el circuito, tendrán que llevar masarillas y deberán sentarse solo en su sillla asignada.